IMAS gira más ¢161 millones para atención de adultos mayores en abandono

  • Recursos también beneficiaran a personas en situación de calle en cinco cantones


El Instituto Mixto de Ayuda Social (IMAS) transfirió ¢161.218.878 millones a cinco organizaciones de bienestar social que atienden a poblaciones prioritarias, tanto por su vulnerabilidad social como por ser poblaciones en riesgo frente a la emergencia nacional COVID-19.


Las entidades beneficiarias son el Hogar de Ancianos San Vicente de Paúl en San Carlos, el Hogar el Buen Samaritano de Alajuela, la Asociación Los del Camino Ágape Levantando a los Sin Nombre de San Ramón, la Asociación Servicio Solidario y Misioneros Unidos en la Espera ubicada en Cartago y la Asociación para el Rescate de la Población en Situación de Calle en Turrialba.


Mediante este beneficio de Equipamiento Básico, el IMAS financia la adquisición de mobiliario y equipo de las Organizaciones de Bienestar Social (OBS), con el fin de desarrollar y fortalecer los servicios que ofrecen para reducir las condiciones de vulnerabilidad que enfrentan las personas atendidas.


“No debemos olvidar que las instituciones de bien social son aliadas estratégicas del IMAS para garantizar la atención de poblaciones en condición de pobreza. Este fin de año la sociedad no puede dejar de poner en el centro a nuestras personas adultas mayores y aquellas a las que la exclusión social les llevó a una situación de calle”, afirmó Juan Luis Bermúdez Madriz, ministro de Desarrollo Humano e Inclusión Social y presidente ejecutivo del IMAS.


En detalle


Los recursos transferidos por el IMAS a las cinco organizaciones se desglosan así:


Hogar San Vicente de Paul de San Carlos. Se girarán ¢44,999,998 para la compra de equipamiento básico en su servicio de enfermería y servicios de alimentos.


Hogar el Buen Samaritano. Las personas en situación de calle de Alajuela atendidas integralmente por esta organización recibirán ¢40.250.000 para cubrir los costos de servicios que dignifican su calidad de vida al cubrir sus necesidades básicas de techo, alimentación y vestido.


Asociación Los del Camino Ágape Levantando a los Sin Nombre. Contará con ¢27 millones para el financiamiento de los costos de atención del Centro Dormitorio San Ramón, el cual les brinda servicios salud integral a la población en calle.


Asociación Servicio Solidario y Misioneros Unidos en la Esperanza. Dirigida a atender las necesidades básicas y procesos interdisciplinarios para la recuperación y mejora de la calidad de vida de habitantes de la calle, podrán financiar los servicios que brinda en el centro Señora de la Esperanza, por medio un aporte del IMAS de ¢40.038.880,20.


Asociación para el Rescate de la Población en Situación de Calle, en el cantón de Turrialba. Recibirá el aporte de ¢8.930.000 para servicios de asistencia apoyo integrales mediante una Carpa de Escucha, para población excluida bajo un enfoque de reducción de daños asociados a su situación de calle.


La Ley de Creación del IMAS procura la participación de los sectores privados e instituciones públicas, nacionales y extranjeras, especializadas en estas tareas, en la creación y desarrollo de toda clase de sistemas y programas destinados a mejorar las condiciones culturales, sociales y económicas de los grupos afectados por la pobreza.

35 vistas0 comentarios